La Destrucción Europea


Semana laboral de 65 horas aprobada.

Normativa de retención de sospechosos de terrorismo de hasta 42 días sin necesidad de presentar cargos.

Ganaderos gallegos tirando por la alcantarilla millones de litros de leche.

Virus troyanos creados por el Ministerio de Interior alemán, para monitorizar la actividad de los ordenadores conectados a Internet.

Suecia graba todas las llamadas telefónicas y correos electrónicos que salen al extranjero.

Italia barre las calles de gitanos e indigentes con 3000 soldados.

Alguien que vive en el Reino Unido es grabado por cámaras de vigilancia un promedio de 300 veces. Al día.

Francia y Holanda dijeron No a la Constitución Europea (los demás países no tuvieron la oportunidad de hacerlo). Para ignorar ese No, se creó el Tratado de Lisboa.

Irlanda ha dicho No al Tratado de Lisboa. Para ignorar ese No, se repetirá el referéndum dentro de un año.

En Suiza gobierna un partido cuyo cartel electoral eran tres ovejas blancas que sacaban a patadas del país a una oveja negra.

Policías locales de al menos tres comunidades autónomas españolas utilizan regularmente armas Taser, que transmiten descargas de 50000 voltios a la víctima.

Sólo la incapacidad parlamentaria del grupo de gobierno ha impedido que Polonia tuviera una ley que prohibiera «la promoción de la homosexualidad y otras desviaciones» en las escuelas polacas y sancionara a quienes promoviesen «la homosexualidad o cualquier otra desviación de índole sexual en entornos educativos». El incumplimiento de estas medidas podría ser causa de despido, multa o encarcelamiento.

Una persona que nace en Alemania no es ciudadano alemán, a menos que uno de sus padres lo sea. Se llama “Ley de la Sangre”.

Desde 2002, un parado que haya dejado de recibir prestación, pierde la gratuidad de la sanidad. Se le atiende, pero luego se le envía la factura a casa.

Dónde coño está la Europa que nos prometieron.

Anuncios

2 pensamientos en “La Destrucción Europea

  1. Claro que lo hay: ése es tema para el siguiente post ;)

    Lo que yo me pregunto es si la suma de lo positivo compensa la resta de lo negativo. Está muy ajustada la cosa…

    ¡Beso berlinés! ¿Cuándo venís?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s